Igual que en el mes de abril, dos días después de las elecciones, el Gobierno anuncia rebajas fiscales de las que excluye a los afectados por el temporal del pasado otoño

 

Una vez más, los agricultores malagueños afectados por las inundaciones del pasado otoño, vuelven a ser los grandes olvidados por el Ministerio de Economía y Hacienda al no aparecer hoy en las reducciones aplicables a los Módulos del IRPF.

El pasado mes de enero de 2019 el Gobierno de Pedro Sánchez publicó el Real Decreto-Ley 2/2019 por el que se adoptan medidas urgentes para paliar los daños causados por temporales y otras situaciones catastróficas, donde se hacía mención expresa, entre otras, a las lluvias torrenciales y desbordamientos de la provincia de Málaga. Éste Real Decreto-Ley recoge expresamente en su artículo 5, reducciones fiscales especiales para las actividades agrarias, que “el Ministerio de Hacienda, a la vista de los informes del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, podrá autorizar, con carácter excepcional, la reducción de los índices de rendimiento neto a los que se refiere Orden HFP/1159/2017, de 28 de noviembre, por la que se desarrollan para el año 2018 el método de estimación objetiva del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas” 

La Junta de Andalucía Publicó el Acuerdo de 30 de octubre de 2018, del Consejo de Gobierno, y su ampliación, por el que se declaran fenómenos meteorológicos adversos, desastres naturales o catástrofes con incidencia en el potencial productivo agrario y se establecen los términos municipales afectados, entre los que se enumeran los afectados de la provincia de Málaga.

El pasado mes de abril, dos días después de las elecciones Generales, el Gobierno anunciaba las reducciones aplicables a los Módulos de IRPF. Ya entonces ASAJA Málaga consideró que estas reducciones se quedaban cortas y que dejaban ver que el Estado había dejado completamente en el olvido a los agricultores y ganaderos malagueños que se vieron afectados por las inundaciones que el pasado mes de octubre dejaron la provincia en una muy dura situación, amén de innumerables penurias de agricultores y ganaderos. Por ello reclamamos en su momento que se replanteasen esta publicación y se adaptase a la realidad padecida por el sector.  Pero nada más lejos de la realidad.

Desde ASAJA Málaga no sabemos en qué tejado está la pelota, si en el Ministerio de Agricultura o en el de Hacienda, lo que sí tenemos claro es que la administración se olvida de los agricultores de Málaga, que sólo vinieron a “hacerse la foto” como ha quedado demostrado en la publicación de la Orden de Reducción de Módulos, Orden HAC/485/2019, y su corrección de errores, ambas publicadas, curiosamente, días después de unos procesos electorales, la primera el 30 de abril y esta el 28 de mayo.

Desde ASAJA Málaga queremos hacer público el descontento con la administración pues no puede ser que después de los cuantiosos daños sufridos en las explotaciones agrarias de la provincia de Málaga por las lluvias torrenciales acaecidas el pasado mes de octubre, se haga público un Real Decreto-Ley con medidas urgentes y en el desarrollo de éstas quedemos fuera, “nos ponen la zanahoria que nunca llegamos a alcanzar”.